English Spanish

 

Muertes de parturientas aún no han sido esclarecidas por las autoridades

Comisiones de Desarrollo Social y Contraloría de la AN investigarán alarmantes casos de decesos en Hospital La Ovallera

***Además de la ya grave crisis por la inexistente dotación de insumos en hospitales de Aragua, el hacinamiento, la insalubridad e inseguridad también forman parte de un escenario espeluznante que lamentablemente cobra vidas inocentes ante la mirada indiferente de las autoridades competentes, como es el más reciente caso de la muerte de 28 parturientas en el Hospital José Antonio Vargas, mejor conocido como La Ovallera ubicado en Palo Negro***

(Prensa Dip. Mariela Magallanes).- Alarmados por la situación y al no obtener respuesta sobre estos fallecimientos por parte de las autoridades del centro asistencial, los diputados a la Asamblea Nacional Mariela Magallanes y José Trujillo se reunieron con representantes legales, familiares de las víctimas y trabajadores del Hospital La Ovallera para conocer de los hechos y proceder a elevar a las comisiones de Desarrollo Social y contraloría del parlamento el caso que aún no ha sido esclarecido por la directiva del nosocomio.

La sub jefa del Bloque de la Unidad en la AN, diputada Mariela Magallanes, mostró su indignación por la ausencia de políticas de salud y respuesta inmediata ante la pérdida de vidas a consecuencia de la precariedad del sistema que no solo padece la escases de insumos sino también la decadente infraestructura hospitalaria en Aragua, que presenta derrame de aguas servidas, desechos sólidos y filtraciones que generan un ambiente de insalubridad en áreas internas que son caldo de cultivo para intensificar una severa contaminación que al parecer no es percibida por las autoridades responsables.

“La corrupción presente en todos los niveles es devastadora, al límite que niños, ancianos, personas con leves y graves patologías y hasta embarazadas hoy mueren por negligencia de este desgobierno”, por lo que aseveró que los destinos de los recursos manejados por el MPPS continuaran siendo investigados en la Comisión de Contraloría AN pues, cifras mil millonarias han sido asignadas a este ministerio para dotación, modernización y adecuación de las infraestructuras hospitalaria y la realidad es grotesca, al ver las profundas carencias que sortean los médicos venezolanos para poder atender a los pacientes que sufren hacinamiento en las emergencias y hospitalización, que no se corresponden a la inversión de la que alardea el gobierno.

Por su parte, el diputado José Trujillo, vicepresidente de la Comisión de Desarrollo Social AN informó que en primera instancia se solicitó la apertura de una investigación por parte del IVSS, MP y Defensoría del Pueblo para determinar la causa de los fallecimientos pues, las víctimas son las parturientas mientras que los neonatos presentan algunas deficiencias pero, estos son normales en los recién nacidos indicando que la responsabilidad recae en la directora del Hospital La Ovallera y su adjunta, quienes deben asumir los hechos que se registren en las unidades de asistencia y tomar acciones para superar eventos irregulares., cuestión que aún no ocurre.

Para el parlamentario, quien es médico en ejercicio, es necesario realizar un barrido epidemiológico para determinar la fuente de la severa contaminación para así proceder a través de procedimientos especializados para controlar y eliminar el cuadro séptico que aparentemente está generando las muertes en el centro hospitalario, que a todas luces es una práctica negligente de los funcionarios a cargo que no garantizan las condiciones mínimas para su operatividad.

Ambos parlamentarios expresaron su solidaridad con pacientes, médicos, enfermeras y trabajadores del referido hospital, quienes manifestaron sentir temor a la hora de denunciar la situación pues, son coaccionados por las autoridades para que tan devastadora experiencia no salga a la luz pública, bajo la amenaza de represalias y acusaciones absurdas que les involucren en los hechos.


Prensa Dip. Mariela Magallanes