Las ONG Provea y Laboratorio de Paz han venido monitoreando mes a mes las detenciones arbitrarias tanto a líderes de la sociedad civil como a ciudadanos que han ejercido su derecho a la manifestación a partir del inicio del estado de alarma en el país. Asimismo, se han documen- tado las violaciones del derecho a la vida en el contexto de protestas en Venezuela.

Este reporte, correspondiente al mes de diciembre, ocurre en un contexto en el cual se realizaron los dos eventos que protagonizaron el conflicto político en el año 2020: Las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre, cuestionadas por diferentes sectores nacionales e internacionales debido a las condiciones en las cuales se promovieron. También la llamada “Consulta Popular” que un sector de la oposición convocó para el 12 de diciembre. Como se refleja en los datos, ambos eventos generaron situaciones lesivas al ejercicio de derechos, especialmente en la libertad personal y de asociación.

Durante diciembre de 2020 se documentaron por lo menos 33 detenciones arbitrarias contra líderes políticos y sociales del país. 25 de estas privaciones arbitrarias de libertad fueron contra miembros y voceros de partidos políticos, mientras que 5 casos adicionales también tenían como motivación dichos procesos electorales, para un total de 30 casos. Zulia y Barinas fueron las regiones con mayor cantidad de casos, siendo la FAES y la DGCIM, por orden de importancia, los organismos policiales con mayor cantidad de detenciones. El 15.12.20 detuvieron durante varias horas a dos defensores de derechos humanos, miembros de la ONG Convite, vinculados a una investigación judicial abierta sobre presunto “Financiamiento del terrorismo”. En total, entre los meses de marzo a diciembre, han ocurrido por lo menos 258 detenciones arbitrarias, siendo los perfiles que han experimentado mayor cantidad de privaciones de libertad: Periodistas, Políticos, Trabajadores de la salud, Sindicalistas y Defensores de Derechos Humanos.

Sobre las manifestaciones, durante el mes de diciembre de 2020 ocurrieron 11 detenciones. Esta cifra eleva a 628 la totalidad de personas detenidas en el contexto de protestas bajo el estado de alarma en el período marzo a diciembre de 2020. Después del pico del mes de septiembre, cuando ocurrieron 120 detenciones, se ha venido registrando un descenso en la cantidad de manifestantes detenidos. En opinión de Provea y Laboratorio de Paz esto puede motivarse a la consecuencia del seguimiento realizado por la Misión de Determinación de Hechos de Naciones Unidas sobre la situación venezolana. Habrá que constatar si durante el año 2021 continúa esta tendencia.

Durante el último mes del 2020 no ocurrió ningún asesinato de personas en el contexto de protestas. El último caso ocurrió el 30.09.20, manteniéndose en 6 las víctimas de violación de derecho a la vida por su participación en una manifestación.

Puede leer el informe completo AQUÍ